Llaman a juicio al ex congresista Luis Fernando Almario

El político deberá responder como presunto autor intelectual en el asesinato del representante a la Cámara Diego Turbay Cote, su madre y cuatro personas más, ocurrido en el 2000 en el Caquetá.

Aparte declaración de Lucas Medina Triviño contra Luis Fernando Almario

Aparte declaración de Gerardo Aguirre Ballestero contra Luis Fernando Almario

Un fiscal delegado ante la Corte Suprema de Justicia dictó resolución de acusación en el caso de Luis Fernando Almario como presunto responsable del delito del homicidio de una comitiva que acompañaba a Diego Trubay Cote, entonces presidente de la Comisión de Paz de la Cámara de Representantes que estaba en una correría de campaña, el 29 de diciembre del 2000, en la vía que conduce Florencia a San Vicente del Cagúan, Caquetá.

Miembros de las Farc interceptaron la comitiva en la que se desplazaba el representante Turbay Cote, su madre Inés Cote de Turbay, y los acompañantes Jaime Peña Cabrera, Edwin Angarita Alarcón, Mail Bejarano Martínez, Dagoberto Samboní Uni y Rafael Ocasiones Llanos. Todos fueron asesinados.

El ex congresista Almario ha insistido en su inocencia y ha dicho que estas acusaciones son un montaje que le han hecho sus opositores políticos.

La Fiscalía consideró que tiene pruebas suficientes que indican que el ex congresista conservador Luis Fernando Almario se alió con las Farc para cometer el múltiple homicidio. Será tarea del juez evaluar esas pruebas y determinar si Almario es en efecto culpable, o si es inocente.

Varios testigos del proceso aseguran que Almario, opositor de los Turbay, buscó guerrilleros de la columna móvil Teófilo Forero para que atacar a su contendor político. Uno de ellos, Lucas Medina Triviño, (lea un framento de su declaración) detenido por narcotráfico, testificó, el pasado 3 de diciembre ante la Corte Suprema de Justicia, que Almario convenció a la guerrilla de que los Turbay Cote habían traído el paramilitarismo al departamento y los persuadió a asesinarlos.

En su testimonio, Medina Triviño dijo además que luego, las Farc se dieron cuenta de que en realidad el que había llevado a los paramilitares al Caquetá, era el propio Almario.

El ex jefe de milicias de las FARC, Gerardo Aguirre Ballesteros, también había declarado en 2002 que el ex parlamentario caqueteño era el autor intelectual del crimen. (lea un fragmento de su declaración)

En marzo del 2008 un fiscal había dictado medida de aseguramiento en contra de Almario por el mismo caso. Tras ser capturado el ex congresista renunció a su fuero como representante a la Cámara por Caquetá y su proceso pasó a manos de la Fiscalía.

Almario, quien también es investigado por parapolítica, está preso en la cárcel La Picota de Bogotá. El presunto vínculo se da por los lazos familiares que unen a Jhon Eduard Monje, quien fuera asesor de la unidad legislativa de Almario, con su hermano Juan Carlos Monje, quien se desmovilizó en Valparaíso como jefe de la autodefensas que dominaban esa zona.

No es la primera vez que Almario es investigado por la justicia. En 1995 fue investigado por la Fiscalía dentro del proceso 8.000 por supuestamente haber recibido dineros del narcotráfico en la campaña política. La entidad lo acusó, pero como Almario, al igual que hoy, renunció a su investidura de congresista, fue juzgado no por la Corte sino por un juez común y finalmente después de un año,salió libre. Almario volvió a decir entonces que era víctima de un montaje de la mafia por haber sido ponente de la Ley de Extinción de Dominio.